viernes, 19 de agosto de 2011

Viento y arena




Aún no sabe tu boca

de mi arena
ni de la sal que derrochan
tus alas


cuando se desploman,
ávidas,
entre mis piernas.



Índigo, de imágenes y trazos.