miércoles, 30 de abril de 2014

La casa en Mango Street, Sandra Cisneros (traducción de Elena Poniatowska)




A las mujeres
A la esperanza
LA CASA EN MANGO STREET
©Sandra Cisneros, del original: The House on Mango Street
©Elena Poniatowska, de la traducción.

"En inglés mi nombre quiere decir esperanza. En español tiene demasiadas letras. Quiere decir tristeza, decir espera. Es como el número nueve, como un color lodoso. Es los discos mexicanos que toca mi padre los domingos en la mañana cuando se rasura, canciones como sollozos.

"Era el nombre de mi bisabuela y ahora es mío. Una mujer caballo nacida como yo en el año chino del caballo -que se supone es de mala suerte si naces mujer- pero creo que esa es una mentira china porque a los chinos, como a los mexicanos, no les gusta que sus mujeres sean fuertes...

En la escuela pronuncian raro mi nombre, como si las sílabas estuvieran hechas de hojalata y lastimaran el techo de la boca. Pero en español mi nombre está hecho de algo más suave, como la plata, no tan grueso como el de mi hermanita -Magdalena- que es más feo que el mío. Magdalena, que por lo menos puede llegar a casa y hacerse Nenny. Pero yo siempre soy Esperanza.

"Me gustaría bautizarme yo misma con un nombre nuevo, un nombre más parecido a mí, a la de a de veras, a la que nadie ve. Esperanza como Lisandra o Maritza o Zezé la X. Sí, algo así como Zezé la X estaría bien."

©Sandra Cisneros, La casa en Mango Street, Colección Vintage Español, EE.UU., Octubre 1994, ISBN: 0-679-75526-8.

Con la concesión del premio Cervantes a Elena Poniatowska, que, además de escritora, periodista y tantas otras cosas, es excelente traductora, estamos de enhorabuena. Os invito a leer su discurso al recibir el Cervantes.