miércoles, 13 de agosto de 2014

Y yo que me olvidé de cultivar: familia, inocencia, Herberto Helder


Y YO QUE ME OLVIDÉ DE CULTIVAR: FAMILIA, INOCENCIA
Traducción: ©Índigo-2014 (nuria p. serrano).
Original: ©Herberto Helder.

y yo que me olvidé de cultivar: familia, inocencia,
delicadeza,
¡voy a morir como un perro echado a la fosa!





Dejo aquí una de las muchas confesiones que hace Herberto Helder en su último libro, publicado en mayo de 2014. Es este un libro que ha desatado una cierta polémica en Portugal y provocado, en muchos de sus lectores, sentimientos encontrados. Para algunos es una obra fulgurante de un maestro consagrado, para otros un simple divertimento, o incluso un intento fallido. En todo caso, no deja indiferente a nadie: quizá, además de todos sus vértices y ángulos, sea uno de esos guiños que, pasadas juventud y madurez, el hombre, despojado ya de corazas y vestimentas, se hace a sí mismo. O quizá sean los silencios y sosiegos que va susurrándole a la vida en el espejo. Y a la muerte, cada vez más enamorada.

©Índigo-2014 (nuria p. serrano) de las imágenes, los trazos y la traducción del poema de ©Herberto Helder cuyo original, e eu que me esqueci de cultivar: família, inocência,  se puede leer en portugués en: A morte sem mestre. Porto Editora, mayo 2014. ISBN: 978-972-0-04668-0.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Un espacio para tu emoción, tus trazos. O tu silencio.