lunes, 6 de mayo de 2013

El copo de Heráclito, Rosa Alice Branco





































¿Serán aún tuyos los objetos de la mesa?
La sorpresa del pan, la evidencia del lápiz afilado,
aquel fulgor de pájaro sobrevolando la cama
coexisten en la mesa y yo pregunto
de quién son ahora: el pan siempre tierno
aparece a veces cubierto de moho y al amanecer
la neblina esconde el río que pasa bajo el puente
por donde paso: algunos kilómetros por hora
y dejas de andar en mí. ¿El pan en los dientes
de la saliva será tuyo, otro tú que rondas
mis días? ¿El mismo cuaderno y esta tinta
cuando anochece tus ojos de quién son?
¿Aún tuyos y de ese otro que va volviéndose visible
y desbarata todo lo que yo sabía y mi vestido?
En la mesa el copo nunca bebe la misma agua.


nuria p. serrano, ÍndigoHorizonte 2013, de las imágenes y de la traducción del poema cuyo original, O copo de Heráclito, se puede leer en portugués en el libro O mundo Não Acaba no Frio dos teus Ossos©Rosa Alice Branco, Mayo 2009, Quasi. Biblioteca “Uma Existência de Papel”, ISBN 978-989-552-406-8.

9 comentarios:

  1. sim. tudo tão tênue e impregnado da presença humana.

    uma linda semana para ti, índigo!
    besos.

    ResponderEliminar
  2. Un texto como siempre cargado de sensibilidad y unas imagenes nitidas y elegantes que lo ilustran magníficamente.
    Un abrazo Núria

    ResponderEliminar
  3. El copo de Heráclito y las imagenes unidas con la sensibilidad que siempre demuestras en tus entradas.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Un poema que hay que desgranas en muchas lecturas lentas y permitiendo que la sustancia se vaya asentando y así humedeciendo el corazón.
    Un poema inmenso amiga mía, inmenso.
    De la foto solo puedo decir que cada día me sorprendes con tu modo de mirar lo evidente.
    Un abrazo y gracias.

    ResponderEliminar
  5. EL AMOR TAMBIÉN A VECES UN UN FALSO RECUERDO. BELLAS IMÁGENES.
    UN ABRAZO

    ResponderEliminar
  6. Muy delicadas y limpias estas fotos.
    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Que bonitas flores entretenidas en una exquisita danza de flirteo... Besos.

    ResponderEliminar

Un espacio para tu emoción, tus trazos. O tu silencio.