viernes, 27 de noviembre de 2015


otoñado abril de su cintura
sobre el verde columpio de la tarde
la flecha paralela
muda
la piel de la piedra
exactamente ciega
ciegamente exacta
curva


©Índigo-2015 (nuria p.serrano), de trazos e imagen (Fumaria Officinalis).

16 comentarios:

  1. *en praderas de largo talle// él me hace reposar/:nada me falta
    y fue sombra//**

    ResponderEliminar
  2. Precioso poema sobre esa flor que parece hacer equilibrios sobre esa tenue cuerda.

    Buen fin de semana, Nuria.

    ResponderEliminar
  3. Sobre esa diagonal, reposa la flor y explota la palabra. Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Un colorido maravilloso, que nos trae luz y amabilidad en momentos en que se hacen dificiles....Tu sonrisa siempre.....Ahí la tenemos.
    Me encanta el desenfoque
    Un beso Nuria

    ResponderEliminar
  5. Me encanta la nitidez y el desenfoque general... y con Händel de fondo, todavia más.
    Un fuerte abrazo Núria

    ResponderEliminar
  6. ummmmm, una imagen muy, muy delicada, Nuria.
    Qué tengas un buen fin de semana.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Una delicia, me encanta sus formas y colores tan sugerentes!
    Besos!

    ResponderEliminar
  8. COMO SI LA FERTILIDAD FUERA DECAYENDO.
    ABRAZOS

    ResponderEliminar
  9. Aún en otoño... Rebosante de luz y color se columpia. Preciosa Nuria.
    Buen fin de semana.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Una preciosa foto, para alegrarme el día. Feliz semana.

    ResponderEliminar
  11. Un trio de ases...imagen,poema y música, excelente entrada amiga,saludos y feliz semana.

    ResponderEliminar
  12. Ay Nuria, lo siento....pero me ha hecho pensar a una araña vestida de sus más bellos colores para atraer a su victima....Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Estupendo poema y foto magnifica..un saludo desde Murcia.....

    ResponderEliminar
  14. Llegar a tu espacio y reposar el alma en día de otoño con esta primavera anudada a los tobillos.Qué grande!!Gracias siempre,Nuria.Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. Un verso precioso, y tan cierto este otoñado abril..., que contemplamos una preocupante y adelantada primavera en los campos llenos de florecillas.
    Besos.

    ResponderEliminar

  16. Por esas fechas tampoco estaba por aquí, mucho océano por medio...
    pero llego a tiempo de disfrutar de este espléndido macro. Hay que ver cuanta belleza cabe en una pequeña flor.

    añiles

    · LMA · & · CR ·

    ResponderEliminar

Un espacio para tu emoción, tus trazos. O tu silencio.