BORGES Y LOS TIGRES – Eugénio de Andrade

Lo veía avanzar sin miedo alguno; sabía que la floresta de sombra por la que caminaba a mi encuentro era la de los versos de Blake, y los ojos serenos, donde el tigre atemperaba el ardor de los suyos, eran los míos, multiplicados por no sé qué espejos. Cené con Borges y me dormí tarde, con esa voz cavernosa, a la que la ceguera aumentaba la hondura, dentro de mí —Tiger, tiger, burning bright / in the forests of the night…— y me desperté con la cantinela del muecín que llamaba a la primera oración. Por la mañana, me preguntó: —¿Ha oído al muecín? —Sí, pero fue una pena que interrumpiera mi contemplación del tigre. —Curioso: también yo he soñado con él; me esperaba a las puertas del desierto: desde el tigre de la alquimia china y las leyendas budistas al de mi sueño, siempre estuvo allí, con ojos fríos. No respondí, sin coraje para decirle que no era el mismo; que en el mundo había, por lo menos, dos tigres: el mío tenía grandes ojos claros, y ardían.


Índigo Horizonte, de traducción e imagen.

Con mis mejores deseos para que sigamos recordando la luz 
y mantengamos el sosiego.

Comentarios

  1. Ahí está siempre el tigre. Sus ojos en unas ocasiones iluminan y a veces, sin embargo, inquietan en la duda de esas puertas que, oscuras...nos esperan.
    El tigre tal vez sea mi próximo sueño.
    Gracias por tu deseo.
    Un abrazo y ánimo.

    ResponderEliminar
  2. Preciosa la imagen y el texto, mis deseos son tambien que tu y tu familia encontreis la luz y os encontreis bien, un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. La imagen es de una gran belleza. En momentos como este lo mejor es, como tu dices, mantener el sosiego y quedarse en casa.
    Un abrazo y cuidate.

    ResponderEliminar
  4. ·.
    Delicada y aterciopelada textura en esa flor de manzano, o ciruelo. Me gusta mucho la composición excéntrica.
    Con tu foto recordaremos la luz, esa otra luz de libertad muy diferente de la luz actual.
    Me encanta Debussy. Incluso la versión de Isao Tomita:
    https://www.youtube.com/watch?v=igHOaMOzzUo
    Un abrazo… y cuidaros
    Venceremos al virus

    LaMiradaAusente · & · CristalRasgado

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Un espacio para tu emoción, tus trazos. O tu silencio.

Entradas populares de este blog

Explicación de la eternidad, José Luis Peixoto

Esperanza, Mário Quintana

Dime tu nombre ahora que perdí, Maria do Rosário Pedreira